EQUO-POLÍTICA DE SALUD: SALUD EN TODAS LAS POLÍTICAS

POLÍTICA DE SALUD: SALUD EN TODAS LAS POLÍTICAS
En EQUO entendemos la salud como una
dimensión dinámica e integral de la vida de las
personas, que nos permite desenvolvernos de
forma autónoma, solidaria y gozosa.
Nos comprometemos a impulsar todas las
políticas necesarias para hacer real el pleno
respeto a la dignidad y libertad de cada persona
para adoptar responsablemente las decisiones
en relación con su salud y su vida.
EQUO considera que el Sistema
Nacional de Salud español ha alcanzado
niveles de calidad y eficiencia altas pero
requiere acciones políticas para garantizar que siga siendo público, gratuito y
eficiente. Nos oponemos rotundamente a
cualquier forma de introducción del mal
llamado copago (en realidad repago) de
prestaciones sanitarias.
EQUO quiere poner la salud y la equidad
en salud, al igual que la educación, en el
corazón de la acción política para lograr
que los ciudadanos gocen de la máxima
autonomía para conseguir sus objetivos
vitales.
Si modificamos el modelo social y econó-
mico consiguiendo entornos más acogedores
y favorables a la salud, además de alcanzar
otros objetivos sociales como más empleo o
un medio ambiente más cuidado, tendremos
mayores niveles de salud y una sociedad
menos medicalizada. Si, además, las actuaciones integran el principio de equidad, reduciremos las injustas desigualdades sociales que
dañan la salud del conjunto de la población y su
dignidad como sociedad.
El Sistema Nacional de Salud debe ser
gobernado asegurando una financiación
pública finalista, gestión pública de la provisión,
con equilibrio territorial y garantizando que cualquier ciudadano obtenga atención allí donde se
encuentre. El gobierno de los servicios sanitarios se basará en la transparencia y la rendición
de cuentas, con la participación activa de los
profesionales y los ciudadanos y en la eficiencia
en el uso de los recursos públicos.
Para EQUO, el Sistema Nacional de
Salud es un patrimonio de la ciudadanía
que no se debe privatizar. Precisamente,
para evitarla, debe profundizar en su
carácter público, acentuar su democratización y disponer de formas de gobierno
coordinadas y ejecutivas que lo hagan
menos vulnerable. Es imprescindible
contar con un Sistema de Información
único y veraz que permita conocer las
inversiones, usos, recursos y resultados
del conjunto del sistema sanitario para
poder de esa manera evaluar las políticas 17
públicas y poder tomar las mejores decisiones.
Por todo ello, planteamos las siguientes
líneas principales de actuación en política de
salud:
36. Las Administraciones Públicas
formarán e informarán en la toma de
decisiones relacionadas con la salud y
el consumo, promoviendo una mayor
responsabilidad y autonomía de las
personas.
Se garantizará el acceso a información sobre
la exposición a riesgos para la salud (ambientales, laborales, desigualdades sociales, etc.),
mediante un sistema de información transparente y accesible a ciudadanía. Se promoverá
el conocimiento objetivo y abierto sobre los
diferentes recursos diagnósticos y terapéuticos
disponibles.
37. Se desarrollará una red de Escuelas
para la Salud, para impulsar la capacitación autónoma de las personas en la
protección y defensa de su salud y el
apoyo solidario.
La alfabetización en salud, la educación
para la salud, dentro de las políticas de promoción de salud y participación comunitaria, es un
paso más de una política educativa integral que
tiene por objeto una sociedad de ciudadanos
capaces y, por ello, libres de tomar decisiones
sin necesidad de paternalismos.
38. Se promoverá la formación de
los profesionales sanitarios orientada a
garantizar el pleno respeto de la dignidad
y decisiones de las personas atendidas,
así como a promover y apoyar su autonomía en la defensa y cuidado de su salud.
39. Se apoyará institucionalmente la
investigación orientada al desarrollo
e implantación de modelos y procedimientos que propicien la autonomía en la
protección y cuidados de la salud.
40. Se desarrollará una política gubernamental coordinada, decidida y coherente de reducción de daños en relación
con la distribución, venta y consumo de
todas las sustancias adictivas, con especial atención a la detección precoz y
deshabituación del tabaquismo, alcoholismo y otras adicciones.
EQUO promoverá un debate social (con
participación de todos los agentes e instituciones afectadas e interesadas) sobre las
drogas, su posible legalización (especialmente
en lo que afecta al cannabis) y las mejores
políticas de prevención y tratamiento de adicciones.
41. Se garantizará el derecho de las
personas a decidir sobre la fase terminal
de sus vidas. Proponemos la aplicación
general y efectiva del testamento vital, el
acceso de los cuidados paliativos y la despenalización de la eutanasia.
42. Se garantizará el derecho de las
mujeres a decidir libre y responsablemente la maternidad o la interrupción del
embarazo, proporcionando apoyo social
UN SISTEMA DE SALUD
CON PARTICIPACIÓN
DE LA COMUNIDAD18
e institucional para que puedan ejercer
ambas opciones en las mejores condiciones de calidad y seguridad.
Se establecerá una regulación para el ejercicio objetivo e individualizado de la objeción
de conciencia de los profesionales sanitarios
en esta materia.
43. Crear una comisión interministerial con autoridad delegada y capacidad
para proponer acciones de gobierno con
impacto en la salud y en la reducción de
las desigualdades sociales de salud, y
para modificar el conjunto de políticas con
la finalidad de considerar la equidad y la
salud como objetivos prioritarios.
Por ello, habrá una política ambiental, urbanística, laboral, industrial y científica que provea
entornos favorecedores para la salud y libres
de contaminantes, que disminuya el riesgo de
cambio climático, que estimule aquellas innovaciones tendentes a conseguir una sociedad
sostenible y saludable.
44. Promover una autoridad estatal de
salud pública independiente, nombrada
por el Parlamento a propuesta del
Gobierno, que rinda cuentas anualmente a
la Cámara de los Diputados de las actuaciones de salud pública del Gobierno, y
que, mediante normativa específica, vigile
la imparcialidad y ausencia de conflictos
de interés en las actuaciones sobre la
salud de la población.
Habrá mecanismos de vigilancia estrictos de
la imparcialidad y transparencia de la toma de
decisiones en las actuaciones de salud pública,
evitando que cualquier persona u organización
con intereses ajenos a la salud de la población
o con intereses propios distintos al bien público
interfiera en las recomendaciones de salud, en
el establecimientos de actuaciones de salud
pública o en las actividades sanitarias asistenciales.
45. Desarrollar una acción normativa y
política para que la ciudadanía y las comunidades participen en el gobierno de los
asuntos de salud que les conciernen.
Crear sendos consejos de gobierno estatales de salud pública y de sanidad, con participación de representantes de los niveles locales
y autonómicos, de los profesionales y de la
ciudadanía, que evalúe y prepare los informes
anuales de salud y de desigualdades en salud
en España para ser remitidos al Parlamento.
46. Se dispondrán mecanismos
de cooperación horizontal entre las
Comunidades Autónomas, y vertical con
el Estado, para compartir los recursos
y aumentar así su eficiencia. Se promoverá el funcionamiento real y transparente
del Sistema de Información Sanitario del
conjunto de las administraciones públicas
para poder contar con la información
necesaria –coherente y común- a fin de
evaluar el funcionamiento del Sistema, su
eficacia y eficiencia y poder promover de
esa forma las medidas y propuestas para
mejorarlo.
Propondremos establecer mínimos de
financiación y de gestión de los servicios sanitarios españoles, y un abanico de prestaciones
SALUD Y EQUIDAD EN SALUD
POLÍTICA DE SERVICIOS DE SALUD19
mínimas de obligado cumplimiento, garantizando la equidad y la accesibilidad en todo el
territorio. Asimismo, se estudiará y promoverá
la integración de las prestaciones sanitarias de
las mutuas de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales en el Servicio Nacional
de Salud.
47. Se desarrollará un nuevo modelo
de innovación sanitaria mediante la regulación de la investigación pública, para
que el conocimiento generado con dinero
público revierta al conjunto de la sociedad.
Se utilizará para la producción de genéricos
o tecnologías libres, y no para patente por
grandes empresas; la promoción de la libertad
de distribución del conocimiento y la acción
internacional para considerar bien público
universal cualquier conocimiento generado por
las redes de profesionales de servicios públicos
de salud, y de aquellas cuestiones de repercusión en la salud pública mundial.
48. Trabajaremos por la plena garantía
de los derechos sexuales y reproductivos:
EQUO apuesta por la libre decisión de las
mujeres a practicar la sexualidad sin estereotipos sexistas y sin la coerción social
que determine forzosamente la maternidad. Por todo ello, consideramos fundamental:
• Garantizar la práctica de la Interrupción
Voluntaria del Embarazo dentro de la red sanitaria pública y a cargo de la Seguridad Social.
• Respetar las opciones sexuales de las
mujeres.
• Fomentar y promover una educación
sexual reglada.
• Aumentar los puntos de venta de los
preservativos y su distribución gratuita en institutos o discotecas ampliando las campañas
contra el VIH.

Anuncios

Acerca de Entre Madrid y Cadiz

Me crie en una familia numerosa, soy la mayor de 9 hermanos; mi infancia ha sido muy significativa para mí por varias razones, fue una infancia feliz, rodeada de una familia extensa, con muchos primos, masculinos porque los más próximos por edad a mí, tanto de hermanos como primos son varones, chicas, las primas del Puerto, con mi primera hermana me llevo 5 años, de chica siempre deseaba que crecieran pronto para que jugaran conmigo al elástico y a la comba; para mí “las niñas” . Me crié en Madrid y siempre de niña tenía el trasiego entre Madrid y el Puerto, Como éramos familia numerosa, de 1ª grado, el tren entre las dos ciudades era barato, por lo que desde los 13 años he viajado sola mucho en “El rápido y el exprés”. Sobre esto tengo muchas historias de trenes que contar. Desde siempre “El sur” me ha llamado intensamente, pero también tengo que reconocer que no sería la misma si no hubiera vivido en la gran ciudad, que te aporta cantidad de experiencias, que yo contrastaba con las de el extremo sur de la península; veía sobre todo una gran diferencia, empezando por el carácter de mi padre que se había criado en el puerto, de madre portuguesa, la forma de entender la vida, pausada, de disfrute, sencilla y austera. la figura de mi padre me influyo poderosamente, me quedo con sus valores: La justicia, la honestidad, reírse de los puritanos, su valentía y sentido común, el recibió una educación clasista y timorata que se sentía más en el sur ,pues Madrid ofrecía una variedad de estilos y formas mucho menos encorsetadas. Según fui siendo consciente me hacía sentir triste la anomia de las grandes urbes, un sentimiento de soledad que acompaña a la muchedumbre en la gran ciudad, yo veía mucho más humano y amable la forma de vida en el sur y desde muy joven decidí vivir aquí, en el sur, criar a mis hijos en esta tierra; recuerdo claramente que no quería tener hijos en Madrid. Soy de la época de “La ciudad me mata” y ese era el sentimiento, controvertido porque la movida madrileña de los 80 me pillo en Madrid y eso fue impresionante, vivirlo fue como un fulgor en medio del gris predominante. Podría contar mucho y amenazo con hacerlo algún día pues esta época tiene mucha sustancia, fue un cambio radical desde una educación de elite franquista en un colegio de monjas>las Irlandesas de BVM> donde tuve de compañera a la esposa de nº ministro de justicia; el día del atentado de ETA a Carrero Blanco yo estaba en clase a menos de un kilometro del colegio de los Jesuitas a donde iban mis hermanos menores y donde cayó el coche que había volado por los aires, las monjas nos asustaron con aires de guerras pues mi compañera María del mar era hija de Utrera Molina que acompañaba a Carrero Blanco a misa. Recuerdo vivamente volver a casa antes de acabar el horario de clase, llorando, llevando a mis hermanas y primas de vuelta a casa, era la mayor.Nosotras solo sabíamos lo que nos contaban y el mundo estaba cambiando rápidamente.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s